De "Diario de Paris"

Tu cuello se queda dormido en una muralla antigua y yo sueño
Que te caes
El espacio de un papel en que anoto las cosas me va diciendo que aquí gire
Y pienso para hablar mientras tu cuello duerme en el balance monumental de mi mano
De piedra caliza
Tu cabellera rizada encubre una frase natural y dicha como respirando
Continúas apoyada en la cubierta del buque reblandecido luego de setecientos
Años de hundimiento
Se puebla tu espalda y se repuebla a la hora con mis anotaciones que giran
Que aquí dan la vuelta entre tu piel que deja libre la costumbre de las lámparas de buque
Y que va cediendo espacio a una noche de anotaciones profundas como el mar
Que es un entorno tramposo donde aparecen de pronto las fauces
Las duermevelas y los respetados cangrejos
Giro aún en tus muslos como ante la profanación o la maleza
Mis anotaciones brillan como fogatas en tu epitelio y
Sueño con barrer con un haz azul tus dos ojos dormidos
Emitir la madrugada en que te abrazo como una búsqueda o una tibia garúa
Y pensando así que no es suficiente y que de la maleza en la que giro
Y caen mis anotaciones
Tú una fiera que sueña encubrirás mi cuerpo con tu rizada cabellera

Commentaires

Articles les plus consultés